Cosas de la vida

19 abril 2009

Vivir

Filed under: Educación,Filosofía,General — Montse @ 11:48 am

Conócete a ti mismo, decía Sócrates allá por el siglo V a. C., y hoy, 26 siglos después, la escuela todavía no se ha hecho eco de esa divisa socrática, ¡así va nos va! Sólo cuando nos demos cuenta de que el objetivo fundamental de la escuela debe ser enseñar a vivir dejaremos de buscar falsos responsables del fracaso escolar mientras nuestros chicos aprenden a sobrevivir pero no a vivir.

Y cuando digo que la escuela debe enseñar a vivir, no estoy aludiendo a modernas pseudoteorías pseudopsicopedagógicas que de forma ñoña y superficial nos proponen cómo enseñar, NO. Más bien me  refiero a que en las aulas una o uno tiene que enseñar contenidos (conceptuales, procedimentales y actitudinales, no olvidemos que hay contenidos más allá de los conceptos)  que el alumno haga suyos y le ayuden a construir su vida, a ir conociéndose, a ir conquistándose.

Muchas veces en mis clases de Filosofía, les digo a mis alumnos que lo importante es que me permitan introducirles en los problemas que tratamos y que se permitan hacer suyos esos problemas; no para encontrar una solución exacta, que a lo mejor ni siquiera existe, sino para tratar de entender el sentido de los mismos y con ello intentar buscar y quizá encontrar el sentido de sus propias vidas. Y según van pasando los días, especialmente si tengo la suerte de darles clase durante varios cursos, van captando mejor el sentido de lo que dice Ortega cuando afirma que la verdad científica es exacta pero incompleta y penúltima … donde acaba el científico no acaba el problema. De ahí que, otra vez con Ortega, podamos afirmar que la Filosofía no brota por razón de su utilidad pero tampoco por la sinrazón del capricho. Por eso, les insisto en que más allá de la nota y de aprobar los exámenes (tarea en la cual ayudo todo lo que puedo y ellos lo saben, máxime en 2º de Bachillerato que está la PAU) sólo habré conseguido mi objetivo como maestra si consigo que  mis clases les sirvan para que su día a día vaya siendo cada vez más VIVIR y cada vez menos sobrevivir.

Sinceramente, creo que muchas veces no consigo nada más allá del aprendizaje de un conjunto de datos para el examen que vomitan y ya está. Pero, a veces, una tiene la inmensa fortuna de sentir cómo un chico o una chica está disfrutando de lo que aprende, lo está haciendo suyo e  incluso  se está permitiendo sentirlo en sus carnes. Estos momentos son momentos apasionantes de mi vida de  profesora, vida que  elegí tener y que afortunadamente me hace feliz.

Pero a lo que íbamos, que me disperso como siempre, sólo cuando nos creamos nosotros mismos (los educadores) que todo lo que enseñamos (sea Plástica, Filosofía, Matemáticas, Biología o Música) tiene como objetivo fundamental el conocernos a nosotros mismos y a los demás para poder vivir dignamente, sólo entonces la Educación recobrará el sentido que perdió mucho antes de que llegara la LOGSE. Sólo cuando recuperemos el ideal ilustrado de la transmisión del conocimiento para mejorar el mundo a todos los niveles (material, social, político, moral…), sólo entonces el fracaso escolar empezará a tener solución. Así las cosas, mientras no nos demos cuenta de que el fracaso escolar no es más que una manifestación del fracaso de la vida humana, seguirán cambiando las leyes para que todo permanezca igual.

Un saludo, Montse

Anuncios

27 comentarios »

  1. […] a comportarse con naturalidad ante el público, a transmitir sus sentimientos con confianza, a vivir? Para más inri, aunque a veces algún profesor con iniciativa intente organizar un acto, los […]

    Pingback por rafaelrobles.com Vida de profesor » Los miserables — 19 abril 2009 @ 1:00 pm | Responder

  2. No es fácil lo que planteas, que exigiría, entre otras cosas, un difícil acuerdo entre el profesorado respecto a qué se debe o no enseñar, con independencia de lo que nos es impuesto por los programas oficiales,.
    Deberíamos después acordar cómo y qué evaluar. ¿Estamos dispuest@s a considerar que merece un aprobado en nuestra asignatura quien demuestre que ésta le ha servido para conocerse a sí mism@, y que le ha enseñado a vivir dignamente, aunque no haya asimilado los conceptos de la asignatura, que no los contenidos, trabajados en clase?

    Comentario por Juan Pedro Serrano — 19 abril 2009 @ 4:52 pm | Responder

  3. Fracaso no significa
    que somos unos fracasados
    Significa que todavía
    no hemos tenido buen éxito.

    Fracaso no significa
    que no hemos logrado nada
    Significa que
    hemos aprendido algo.

    Fracaso no significa
    que hemos actuado como necios
    Significa que
    hemos tenido mucha fe.

    Fracaso no significa
    que hemos sufrido el descrédito
    Significa que estuvimos
    dispuestos a probar.

    Fracaso no significa
    falta de la capacidad
    Significa que debemos
    hacer las cosas de distinta manera.

    Fracaso no significa
    que somos inferiores
    Significa que
    no somos perfectos.

    Fracaso no significa
    que hemos perdido nuestra vida
    Significa que tenemos
    buenas razones para empezar de nuevo.

    Fracaso no significa
    que debemos echarnos atrás
    Significa que tenemos
    que luchar con mayor ahinco.

    Fracaso no significa
    que jamás lograremos nuestras metas
    Significa que tardaremos
    un poco más en alcanzarlas.

    (Autor desconocido)

    Comentario por Autor Desconocido — 19 abril 2009 @ 6:31 pm | Responder

  4. Montse, ¡qué post más lúcido! Has estado “sembrada”. No sé qué decir, mientras hago mías algunas de (casi todas)tus reflexiones. Enseñar a vivir o enseñar a pensar con libertad, me apunto a esa Escuela que es una hermosa utopía. Un fuerte abrazo.

    P.D.: Puse en la primera evaluación la peli “El indomable…” a 4º. para Ética y les encantó. Creo que todos/as aprendimos mucho juntos/as. Otro abrazo.

    Comentario por Ricardo — 20 abril 2009 @ 9:59 pm | Responder

  5. Juan Pedro he pensado en lo que me dices, muy interesante, en cuanto pueda te diré lo que pienso al respecto; pero hoy ha sido un día muy muy duro así que dame un tiempo, por favor.

    Ricardo, gracias por tu cariño, hoy más que nunca me resulta súper reconfortante.

    Gracias a todos por participar. Un saludo, Montse

    Comentario por Montse — 20 abril 2009 @ 10:59 pm | Responder

  6. Hola soy Nairobi, alumna de un instituto gran canario. Sobre este tema creo que los profesores si deben enseñar ”a vivir” a sus alumnos, nos deben enseñar valores y sobre todo a afrontar problemas. He tenido muchos profesores en estos cinco años que llevo estudiando en el instituto y, sólo muy pocos te tratan más que la típica relación <>. Nosotros tenemos la necesidad de saber que quién nos da clases y nos está enseñando, para que tengamos un buen futuro debe enseñar cosas, tan simple, como lo es vivir.
    ¡Saludos!

    Comentario por Nairobi Méndez — 21 abril 2009 @ 11:35 am | Responder

  7. Muy bueno el post, Montse. Estoy de acuerdo contigo, es más, hace tiempo escribí en un post los objetivos que a mí me parecían importantes desarrollar en la escuela (perdona, es un “poco” largo):

    *
    Desarrollar las capacidades y habilidades de cada persona (su vocación): pienso que todos tenemos unas capacidades y habilidades para ciertas cosas, algo que nos provoca un placer difícil de explicar y en lo que nos encontramos a nuestras anchas. Pero, hoy en día, a no ser que tus capacidades se vislumbren en el aspecto académico, hay muchas personas que no logran descubrir qué es eso que les llena plenamente y se dedican a vagar por la vida como almas en pena. Creo que una de las principales tareas de los maestros, profesores y demás educadores es que los estudiantes descubran esto… y cuando digo capacidades y habilidades también incluyo, por ejemplo, la capacidad de saber escuchar, la capacidad empática…

    *
    Desarrollar la autonomía: me parece decisivo el aprender a ser autónomos en todos los aspectos, pero, creo, la escuela no propicia esto demasiado. Sí, puede que lo intente en algunos (en el aprender, por ejemplo), pero ni siquiera lo logra. La autonomía, como yo la entiendo, va más allá del ser autónomo en el aprendizaje; también está la autonomía en el pensar (y realmente creo que pocas personas somos autónomas al cien por cien es este aspecto. Tenemos condicionamientos de los padres, de la sociedad, de los maestros, de la gente “importante”…). Tampoco podemos dejarnos en el teclado la autonomía en el actuar, el ser capaces de realizar lo que realmente queramos sin condicionamientos ni miedos externos (e internos)

    *
    Enseñar y aprender para la vida: y esto, desde luego, va más allá de enseñar para desempeñar una profesión y moverse más o menos bien por el mundo. También incluye el hacerse eco de los interrogantes que todo el mundo tiene y que parecen grabados a fuego en el corazón (¿quién soy?, ¿qué significa la vida?, ¿por qué estoy aquí?, ¿de dónde vengo?, ¿a dónde voy?…), y, opino, esos interrogantes son ocultados con las respuestas que nos corresponden por la religión establecida en nuestro lugar de nacimiento o de nuestros padres, sin dejarnos muchas veces buscarlas en nuestro interior, en otras religiones, en la ciencia… asfixiando así el motor de la vida y del conocimiento y, de paso, negando (aunque sea inconscientemente) la validez de otros puntos de vista sobre el asunto. El saber convivir, el respetar la vida de los demás y la vida del planeta… también me parecen esenciales dentro de esta enseñanza.

    Desde luego, también entiendo muy mucho la perspectiva de Juan Pedro. Para empezar, sería difícil hasta ponerse de acuerdo en qué consiste exactamente conocerse a sí mismo, enseñar para la vida, enseñar a vivir, desarrollar la autonomía… De todas formas, creo que siempre es mejor ser optimista que pesimista. Quizás si que haya alguna forma de poner esto en práctica y, la verdad, si no la hay, para mí, personalmente, creo que tendríamos que jubilar a la escuela (esto lo digo en bajito, no sea que os avalancéis sobre mí).

    Un saludo

    Comentario por Sara — 21 abril 2009 @ 11:48 am | Responder

  8. Hola soy Yurena y soy alumna de 4º A del I.E.S. El Calero. He reflexionado sobre lo que ha escrito y comparto totalmente su opinión, creo que es bastante necesario aprender en un instituto aspectos de la vida que nos ayudarían a ser mejores personas. Sin embargo, pienso que sería una mejor opción que hubiera un profesor especializado solo para ello y , así , en todas las demás materias se evaluaría los conceptos correspondientes a ellas. De esta manera aprenderíamos , no sólo, las enseñanzas de nuestro instituto , sino también los aspectos de la vida.

    Comentario por Yurena Macario Pérez. — 21 abril 2009 @ 11:50 am | Responder

  9. VIVIR

    Hola somos tres alumnos de 4ºA: Anselmo, Sira y Estefanía.
    Nuestra opinión es la siguiente: pensamos que los profesores deben enseñarnos aparte de su materia, educarnos para la vida del presente y del futuro. No solo enseñarnos conceptos inútiles que en el verano se nos olvida ni tampoco enseñarnos cosas que luego no nos sirven para la vida, tipo Historia y Religión.
    Aunque también pensamos que es tan importante vivir como sobrevivir. Ya que si no sabes sobrevivir no podrás vivir el día a día.

    Comentario por Sira, Anselmo, Estefanía — 21 abril 2009 @ 11:51 am | Responder

  10. Hola soy Nairobi, una alumna de 4º de ESO , he leído su anécdota y pienso que la iniciativa de enseñarnos más cosas sobre como podemos vivir la vida es muy buena porque todo en este mundo no se trata de aprender muchas cosas que en pocos años se nos olvidará, ya que, solo nos lo hemos aprendido para salir del paso.

    Comentario por Nairobi Suárez Martín — 21 abril 2009 @ 11:52 am | Responder

  11. Hola soy Israel, alumno de 4º A de la clase de Ricardo, he leído sus argumentos y estoy totalmente de acuerdo.
    Ojalá existiera una clase que nos mostrase la manera de usar las enseñanzas que captamos de los profesores en aspectos diarios de la vida, para que de esa manera no solo sea ese momento de aprobar el examen y después olvidar todo lo aprendido, pero para ello debería gustarnos todo aquello que aprendemos , como comprenderán no a todos nos gusta historia o matemáticas así que cada uno debe elegir que enseñanzas son valiosas para la vida y cuales decidiremos olvidar , depende de cada alumno su aprendizaje para su propia supervivencia pero no me refiero al examen sino … al día a día .

    Un saludo , Israel Jiménez.

    Comentario por Israel Alejandro Jiménez Molejón — 21 abril 2009 @ 11:59 am | Responder

  12. Querida Montse, este texto me ha parecido, sinceramente, muy fascinante, también creo que los profesores deberían muchas de las veces, cuando nos dan clase, en recordar que igual que ellos somos personas y no robots. Algunos de ellos, tengo la sensación, de que vienen a clase nos dicen todo sobre la materia y se van, sin contestar ninguna pregunta de la que tengamos. Algunos de nosotros tampoco somos los mejores en la clase pero también creo que no solo deberían darse cuenta de aquellos alumnos que sacan 9 y 10, de saber sus dudas ,etc,… no todos los alumnos tiene la misma capacidad de aprender tan rápido como otros y eso ellos lo deberían de ver. Creo que esto da pie al fracaso escolar, ya que los alumnos van a clase desmotivados a clase
    También al igual que tu, pienso en que la vida hay que saber apreciarla tanto por lo que nos da como por lo que es en sí , a veces, por causas inesperadas , la vemos de otra manera .

    Alicia R.

    Comentario por Alicia R. — 21 abril 2009 @ 12:05 pm | Responder

  13. Querida Montse, este fragmento que nos expones es fascinante. Estoy totalmente de acuerdo con lo que dices, considero que el fracaso escolar no es sólo un problema del alumno sino principalmente de las personas que le rodean y de no saber coordinar bien su vida manteniendo un equilibrio justo. Creo que para arreglar los grandes problemas de la vida necesitamos, antes que nada, saber vivirla, apreciarla y llenarnos de experiencias cada día. Si pudiéramos apreciar de verdad lo que tenemos entre nuestras manos, el significado de una sonrisa o un abrazo, se habrían acabado la envida, el egoísmo, el odio…
    Considero que la mayoría, por no generalizar, de alumnos con fracaso escolar disponen de una vida sin orden, en la que su dueña es una libertad sin valores, sin deberes, y sin reglas para convivir. Para arreglar este gran problema tendríamos que empezar por una base en su educación, con límites y derechos sin perder la libertad de elegir y convertirnos en dueños de nuestras propias vidas. Para aprender a vivir hace falta instruirnos, muchas personas fracasan en este intento, y por lo tanto fracasan en la vida.
    Me alegro de ver que todavía existe gente interesada en la educación, que sigue luchando por un mañana mejor. Porque el mundo está en nuestras manos y es nuestro deber salvarlo, y salvarnos.

    Comentario por Yaneli — 21 abril 2009 @ 12:08 pm | Responder

  14. hola soy Carla alumna de 4ºB del I.E.S El Calero.Este texto me ha parecido muy interesante y estoy de acuerdo con lo que el texto nos quiere decir y pienso que en clase no sólo deben de enseñar lo que pone en los libros, también deberían enseñar los diferentes aspectos de la vida.Pienso que estudiar por estudiar y que después se te olvide no es un buen método se deberían de tratar otros temas relacionados en cómo enfrentarnos a la vida.

    Carla D.H 4ºB

    Comentario por carla — 21 abril 2009 @ 1:37 pm | Responder

  15. Estoy de acuerdo con lo que se expresa en este artículo. Basándome en mi experiencia como alumna, puedo corroborar que tanto en el colegio como en el instituto, lo que nos enseñan son materias que mucho te puede servir para una vida laboral, pero muy poco para la vida cotidiana a la que todos deberemos enfrentarnos tarde o temprano. No estaría para nada mal que de vez en cuando se concienciase quién tuviera que hacerlo para que este sistema se cambie y mejore, favoreciendo a los alumnos, pero también a los profesores, ya que, una vez leído dicho artículo, me he dado cuenta de lo que una profesora puede llegar a pretender o sentir al impartir sus clases.

    Comentario por Yumara Diepa Sánchez — 21 abril 2009 @ 1:43 pm | Responder

  16. Hola, somos Amanda y Salva de 4ºB del I.E.S. EL CALERO.
    En nuestra opinión, es una realidad lo que usted ha dicho. En las aulas solo nos enseñan contenidos sosos y aburridos de diversas materias, pero eso no es todo en la vida, con esos contenidos solo nos ayudan a saber un poco más y poder tener un trabajo bueno en el futuro. Pero, ¿de qué sirve eso si no nos enseñan a vivir, a defendernos en la sociedad?, es como si nos dieran un mapa sin brújula y nos tiraran en mitad del Amazonas… Lo que “necesitamos” son cosas más prácticas, que podamos usar en el día a día. Recursos para afrontar cualquier situación cotidiana.
    Por este motivo, la sociedad se está estancando, los jóvenes crecemos aprendiendo mera información sin sentido, con nuestros problemas y dificultades, y al no estar bien educados, actuamos erroneamente y nos perdemos en las sendas de la vida…
    Esta es nuestra opinión.
    P.D.: TRABAJEMOS POR UNA ENSEÑANZA MEJOR.

    Comentario por Amanda y Salva — 21 abril 2009 @ 1:46 pm | Responder

  17. Hola, somos tres alumnos del I.E.S El Calero, Dunia, Marcos y Cristina, en Las Palmas de Gran Canaria, nos ha parecido muy interesante su opinión sobre nuestra educación. Pensamos que es muy importante que además de los conocimientos que nos aportan los profesores, debería haber una persona especializada para enseñarnos los valores que necesitamos para vivir. A lo largo de nuestra trayectoria escolar solo hemos recibido conceptos teóricos y científicos que como nombra usted en el comentario son “incompletos” y por ello deberían, como mencionábamos anteriormente, asignar una persona especializada en este ámbito.

    Saludos.

    Comentario por Cristina, Dunia y Marcos — 21 abril 2009 @ 1:49 pm | Responder

  18. Hola Montse.
    Creo que tienes razón en determinados aspectos del texto como la enseñanza de la vida en el instituto y aprender de los estudios de una forma más racional y no tan mecánica. Saludos.

    Comentario por roberto — 21 abril 2009 @ 1:53 pm | Responder

  19. Hola, somos dos alumnos Sonia y Juan I.E.S El Calero grancanario.Nos a gustado el comentario relacionado con el tema de la educacion sobre cual es la manera en la que nos explica los profesores.Nuestra opinion pensamos que la minoria de los profesores nos enseñan a sobrevivir en vez de enseñarnos una educacion para poder afrontar a enseñarnos los aspectos de la vida
    un saludo cordial GRAN canaria!

    Comentario por juan gonzález y sonia suarez — 21 abril 2009 @ 2:01 pm | Responder

  20. Hola me llamo Juan Fran, y soy alumno del I.E.S. El Calero, un instituto de la provincia de Las palmas. Yo estoy de acuerdo en que los profesores además de enseñarnos los conceptos de su materia que vienen en los libros, que muchos nos servirán en nuestra carrera y en nuestra vida, pero muchos más no tardarán en ser olvidados; deben enseñarnos a desarrollar capacidades para el día a día que nos ayuden a vivir y a madurar como personas; aunque personalmente creo que debería enseñárnoslas por alguien especializado en ello, para que no interfieran en las demás materias, aunque los demás profesores tampoco debería centrarse solamente en su materia, sino que deberían preocuparse por los problemas que podamos tener, independientemente de si sean o no de su materia, y enseñarnos unos valores durante sus clases que nos puedan servir de ejemplo como modo de conducta y vida. Y es que en mi experiencia como estudiante he conocido muchos profesores, pero de los que más he aprendido no es de los que mayor cantidad de conceptos del temario conseguía enseñarnos, sino de los que nos trataban como a personas y de los que nos intentaban enseñar los mejores valores para la vida; he incluso esos profesores conseguían que entendiéramos mejor su materia, ya que al comunicarse mejor con nosotros conseguían que estuviéramos más motivados al estudio y mostráramos mayor interés en la asignatura.

    Comentario por Juan Fran — 21 abril 2009 @ 7:05 pm | Responder

  21. Fracaso escolar significa fracaso de la escuela, ¿no?
    Por cierto, Yolajb estará en Almería.
    Saludos

    Comentario por Paco Tejero — 21 abril 2009 @ 7:22 pm | Responder

  22. Hola desde Iran

    Comentario por Fateme — 21 abril 2009 @ 11:04 pm | Responder

  23. El precepto moral de Delfos “conócete a ti mismo” es quizá uno de los más bellos, valiosos y difíciles. Pero es una tarea dirigida a la persona individual y sólo puede ser su propia obra. No es, ni puede ser –ni debe- objetivo del estado, ni de la escuela como instrumento del anterior. La escuela tiene como fin trasmitir una serie de conocimientos específicos que se consideran valiosos en una sociedad dada. Pero no la mejora moral del individuo, ni reformar la sociedad. Por supuesto es lícito que tú y que cada uno de nosotros intente trasmitir aquello que considera justo, bueno… Pero se debe tener clara una cosa: eso es una opción personal, no se puede considerar como objetivo universal –menos aún fundamental de la escuela, entre otras cosas porque las concepciones morales, políticas -lo que se considera justo- son muy diversas. Una
    materia como la EpC, por mucho que se quiera justificar aludiendo a un mínimo moral común de las sociedades democráticas, es una materia “ideológica” en el peor sentido de la palabra, es decir las justificación de un estado de cosas, una intervención “moral” del estado sobre el individuo, es decir: una inmoralidad. Lo que se comprende fácilmente si pensamos tal intervención por un estado totalitario –y ese un peligro real de todo poder. Los contenidos de EpC que son valiosos (los derechos humanos por ejemplo) deben impartirse en la materias de sociales, historia, filosofía, ética, intentando comprender rigurosamente sus orígenes, sus metas…etc. Lo demás es dogma y catequesis. Disciplinas como matemáticas, lengua, dibujo, filosofía –incluso ética- etc son valiosas, aunque aquel que las estudia o las enseña sea desde el punto de vista moral un cafre o un infeliz. Remediar eso no es tarea del estado ni de la escuela, y es mejor que no lo sea.

    Saludos

    Comentario por serenus — 22 abril 2009 @ 8:19 pm | Responder

  24. Montse, que no sabía por dónde preguntarte eso jeje, es que soy una pena de chica y pierdo todo!! jeje bueno mandamelo al correo cuando puedas, xao besos gracias!!

    Comentario por Cris — 25 abril 2009 @ 6:07 pm | Responder

  25. ¡Olé!

    Magníficas reflexiones…

    Salud y República.

    Comentario por educathor — 26 abril 2009 @ 5:38 pm | Responder

  26. […] (Me satisface comprobar que a Patricia le ha parecido significativa exactamente la misma escena que a mí me lo pareció en su día y que ya he utilizado en este blog al escribir el post titulado Vivir) […]

    Pingback por El Indomable Will Hunting (II) « Cosas de la vida — 7 febrero 2010 @ 1:15 am | Responder

  27. […] este mismo blog que estoy convencida de que hay que Educar para Vivir (también hablaba de ello en Vivir). Y como también estoy convencida de que una parte fundamental de esa vida la constituyen los […]

    Pingback por Soy vulnerable, luego vivo « Cosas de la vida — 28 octubre 2010 @ 12:44 am | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: